arreglar silla gamer

Las sillas gamer son el trono de todo aficionado a los videojuegos, ofreciendo comodidad y soporte durante largas sesiones de juego. Sin embargo, como cualquier pieza de mobiliario que se usa intensivamente, pueden presentar problemas con el tiempo. Uno de los inconvenientes más comunes es la silla que se baja sola, una situación que puede ser frustrante pero que, afortunadamente, tiene solución. A continuación, te presentamos una guía detallada sobre cómo reparar este problema de forma efectiva.

Encontrando el problema:

La razón principal por la que una silla gamer comienza a bajarse por sí sola es un fallo en el cilindro de gas, el componente que regula la altura de la silla. Este cilindro contiene un pistón que, al ajustar la palanca de altura, permite el paso del gas y modifica la altura. Con el tiempo, el sello del pistón puede desgastarse o el gas puede empezar a escaparse, lo que resulta en la incapacidad de la silla para mantener su posición elevada.

Paso 1: Diagnóstico

Antes de proceder con la reparación, es importante confirmar que el problema radica efectivamente en el cilindro de gas. Ajusta la altura de la silla al máximo y siéntate suavemente. Si la silla comienza a bajar sin que presiones la palanca de ajuste, entonces el cilindro de gas es el culpable.

¡Las mejores sillas gamer las encontras en Full H4rd!

Paso 2: Preparación

Para reparar o reemplazar el cilindro de gas, necesitarás:

  • Un nuevo cilindro de gas compatible con tu modelo de silla.
  • Un destornillador o llave Allen, dependiendo de los tornillos de tu silla.
  • Un martillo de goma o un objeto similar para ayudar a desmontar el cilindro viejo.

Paso 3: Desmontaje

  • Retira la base: Voltea la silla para tener acceso a la base y utiliza el destornillador o llave Allen para retirar los tornillos o pernos que sujetan la base al asiento.
  • Extrae el cilindro de gas: Puede estar firmemente ajustado, así que aplicar WD-40 o un producto similar puede facilitar este paso. Utiliza el martillo de goma para golpear suavemente la base del cilindro hasta que se suelte del mecanismo de la silla y de la base.

Paso 4: Instalación del nuevo cilindro

  • Coloca el nuevo cilindro: Sitúa el nuevo cilindro en la parte inferior del asiento, asegurándote de que encaje perfectamente.
  • Reinstala la base: Vuelve a colocar la base sobre el cilindro nuevo y asegúrala con los tornillos o pernos que retiraste anteriormente.

Paso 5: Prueba

Una vez ensamblada la silla, es momento de probar el nuevo cilindro. Ajusta la altura y siéntate para comprobar la estabilidad. Si la silla mantiene la altura deseada sin descender, el problema está solucionado.

Consejos Adicionales

  • Compra un cilindro de calidad: Asegúrate de adquirir un cilindro de gas de buena calidad y compatible con tu modelo de silla para evitar futuros problemas.
  • Mantenimiento: Para prolongar la vida útil de tu silla, realiza mantenimiento periódico, revisando tornillos y mecanismos de ajuste.

Una silla gamer que se baja sola no significa el fin de tu cómodo compañero en largas horas de juegos. Siguiendo estos pasos, puedes solucionar el problema y volver a disfrutar de largas horas de juego con el soporte y la comodidad que mereces. La reparación es un proceso relativamente sencillo que no solo ahorra dinero sino que también extiende la vida útil de tu silla favorita.

También podría interesarte:

¿Por qué comprar una silla gamer?

Las mejores sillas gamers Corsair en Argentina

¿Cómo elegir qué silla gamer comprar?

Seguinos en nuestras redes sociales!